Venimos de Moscú

CRÓNICA DEL FESTIVAL MASKI DE MOSCÚ VISTO POR UNOS JACETANOS

Señoras y señores,  bienvenidos al festival de la canción francesa. Qué envidia nos han dado los rusos con la facilidad esa que tienen para cantar… en francés.

Definitivamente es una osadía apuntarse al Maski en pleno invierno moscovita. Es una experiencia fuerte, costosa, y fatigante, pero es una gran experiencia  apasionante de la que estamos orgullosos haber participado.

Para hacer una valoración que todos podamos entender y que nos sirva de referencia para posibles viajeros,  daremos un  breve repaso del viaje y del festival.

 

Hay muchos vuelos a Moscú y no especialmente caros. Nosotros elegimos volar con Lufhtansa  haciendo escalas en Alemania. A pesar de la que estaba cayendo (la nieve, digo) y de los descontroladores aéreos, no tuvimos ningún problema importante. A la llegada nos esperaban dos bellas voluntarias de la organización que no se separaron de nosotros en toda la estancia. Bueno,  de unos se separaron menos que de otros.  En las primeras horas ya pudimos comprobar lo que iba a ser una de las características del festival: los enormes desplazamientos en bus, metro y tranvía que hay que padecer para los continuos desplazamientos.  El alojamiento se sitúa a hora y media del teatro y algunos días hay que acudir a varios espacios. Una locura para los que somos de pueblo gracias a los dioses.

El otro rasgo que marca al festival es la abundancia de música y canción por todos lados. En primer lugar, dentro de las propias obras: la mayoría de las puestas en escena llevaban canciones interpretadas en directo con una gran calidad. Pero además todas las actividades complementarias eran musicales: tarde de la canción francesa, música congoleña, jazz francés, club francés, etc.  Nosotros nos hicimos los locos con eso de “hemos perdido el disco”.

La mayoría de los grupos eran universitarios, con un francés excelente. Entre eso y lo de las canciones, ahí estábamos los españoles luchando como siempre por el premio a la simpatía. Y nos dieron el premio a la improvisación… Cómo nos saldría que pensaron que era una improvisación. No, en serio. La obra les gustó y hubo una buena química con los rusos (recordamos que fuimos el único grupo extranjero en esta edición).

Los talleres complementarios fueron muy diversos. Desde bailes de salón impartidos por un militar ruso, hasta marionetas e improvisaciones con nuestra ya amiga húngara Eva, pasando por danzas africanas.

Nos gustó bastante la realización de fórums para adultos, simultáneos a los de los festivaliers. Hay otro nivel de debate, con algo más de realismo y valoraciones técnicas. Esto se podría copiar, eh kaleidosas.

Mucho viaje para tan poco turismo (vimos lo clásico: Plaza Roja y monumentos próximos)  y algunos ratos rozando los -20º.  A cambio, los trayectos en su precioso metro te permiten observar la realidad del  pueblo moscovita y la ausencia de otros grupos extranjeros te obliga a practicar más el francés, salvo que quieras hablar  en ruso.

El alojamiento es tranquilo y cálido. Las comidas escasas para nuestro gusto y con horarios incomprensibles. Pero en todos los aspectos se percibía que trataban de agasajarnos y de que estuviéramos contentos.

Y contentos estuvimos. Nos acordamos mucho de nuestro Coup y de nuestra gente y al final teníamos ganas de volver. Nos metimos en la mochila otro buen festival, otro viaje inolvidable y otro montón de amigos. Ya casi no nos cabía  vodka ni muñequitas de esas tan obesas.

Fue bonito mientras duró, pero nosotros seguimos prefiriendo  Huesca.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s